Limpiar correctamente tus gafas te permitirá conservar sus propiedades y prolongar su vida útil. Hoy te contamos qué hacer y qué no hacer. 

Tips de limpieza para los lentes

  • Siempre mantén limpia su superficie, esto te ayudará a ver las imágenes nítidamente y a protegerlos de los rayones.
  • Puedes lavarlos con una gota de jabón neutro y enjuagarlos con agua limpia. Posteriormente, «sacudirlos» para secar el exceso de agua y secarlos con un paño de microfibra. Te recomendamos no usar jabones abrasivos o antiengrasantes, ya que estos deterioran algunos tratamientos que cubren el lente y pueden rayar su superficie.
  • Al secarlos y lavarlos con paños de microfibra evita los movimientos circulares, es mejor limpiarlos en una misma dirección para no rayarlos.
  • Por ningún motivo debes limpiar la superficie del lente si está cubierta de polvo, lávalos primero para evitar que las partículas de polvo los raye.

Uso de spray limpiadores: Es muy  importante que el spray que uses sea especialmente diseñado para lentes de gafas. Muchos spray son limpiavidrios mezclados con agua que pueden alterar las propiedades físicas de los mismos.

También te puede interesar: ¿Es mejor leer libros electrónicos o en papel?

Tips de protección

  • Si no vas a usar tus gafas, consérvarlas dentro del estuche. Este, debe ser duro para evitar que los golpes afecten las gafas y, en la parte interna, deben estar cubiertos con una tela suave para protegerlas de rayones. Además, es recomendable que envuelvas los lentes en el paño de microfibra.
  • Por ningún motivo pongas en contacto directo los lentes con superficies porque se pueden rayar, es decir, boca abajo.
  • Es mejor ponerse y quitarse las gafas con ambas manos para evitar que la montura se tuerza o deforme.
  • No dejes los lentes dentro del vehículo y expuestos al calor, ya que esto puede deformar la montura, en especial si es de pasta o acetato. Además, algunos tratamientos de la superficie del lente se pueden alterar, sobre todo si son antireflejo.
  • Evita mantener las gafas sobre la cabeza porque se pueden abrir y deformar, especialmente si son de pasta.
  • Colgarlas de los botones de la camisa o ponerlas en el bolsillo aumenta el riesgo de que se caigan y se rayen.

Seguir estas recomendaciones te ayudará a disminuir el deterioro de tus gafas y a aumentar su duración. Además, tendrás una mejor calidad visual y no tendrás que cambiarlas tan seguidamente.

Te invitamos a seguirnos en nuestras redes para que aprendas más sobre tu visión:
Facebook / Instagram / Youtube.

es_COSpanish
es_COSpanish